CONTRATA EL SERVICIO
+52 (55) 5420-1119
+52 (55) 5420-1154
+52 (55) 5420-1188
atencioncliente@notimex.com.mx
ventasnacionales@notimex.com.mx
informacionclientes@notimex.com.mx

CONTRATA EL SERVICIO
+52 (55) 5420-1119
+52 (55) 5420-1154
+52 (55) 5420-1188
atencioncliente@notimex.com.mx
ventasnacionales@notimex.com.mx
informacionclientes@notimex.com.mx

NTX E-BOOK

Descarga nuestro libro digital: Periodismo del siglo XXI. Tu opinión nos interesa.

NTX E-BOOK

Descarga nuestro libro digital: Las Agencias de
Noticias en la Era Digital. Tu opinión nos interesa.

Lloran secuelas irreparables de incendio en Museo Nacional de Río
“Una sociedad sin cultura e investigación está fracasada”. El cartel, pintado en colores y con grafía adolescente, está adherido a las vallas de contención colocadas por la policía frente al Museo Nacional de Río de Janeiro, donde Brasil perdió el pasado domingo en cinco horas un acervo equivalente a décadas de investigación, así como piezas milenarias de la Historia. Tres días han pasado desde que se desatara el incendio, de causas desconocidas, y el olor a calcinado todavía persiste en la Quinta de Boa Vista, el bello complejo jardinero donde se erige el edificio, que fue residencia real e imperial. El recinto, tomado ahora por camiones cisterna de los bomberos y camionetas de la policía brasileña, es lugar de tránsito de numerosos viandantes que, a medio paso entre la estupefacción y la profunda indignación, miran hacia la fachada del Museo Nacional sin acabar de creerse lo que sucedió. "Es de las cosas más tristes que ya vivió este país. Porque es un acervo que no es solo de Brasil o de Río de Janeiro, es de la Humanidad. Culturas enteras, memorias de culturas... ¡Estaba ahí!”, se queja, entre lágrimas, María Lucía, una antropóloga formada en el Museo Nacional, mientras mira a los restos del edificio. “Es el desdén absoluto de la cultura, de la educación, de la ciencia, de la memoria, de la preservación de nuestro patrimonio... nuestro patrimonio se construye todos los días. No es una cosa del pasado”, agrega esta mujer, junto a la estatua de Don Pedro II, el último emperador de Brasil. 20 Fotos. Edición FSC. Diseño AGD.