NOTIMEX, AGENCIA DE NOTICIAS DEL ESTADO MEXICANO
AGENCIA DE NOTICIAS DEL ESTADO MEXICANO

COMUNICACIÓN GLOBAL

México, martes, 28  de marzo  de 2017
08:04 hrs.
2017-02-12   08:27:56
Jóvenes buscan con danza preservar identidad mexicana en Reynosa
Por Blanca Zumaya. Corresponsal

Reynosa, Tamps., 12 Feb (Notimex).- Al ritmo de tambores y cascabeles, jóvenes danzan con el propósito de conservar una de las tradiciones más arraigadas del país y con más de 80 años en esta frontera, el baile de los matachines.

El coordinador del grupo denominado “Divino Rostro”, Christian Robledo Velázquez, refirió a Notimex que realizan este tipo de danza para dar identidad a esta ciudad, en donde la mezcla de culturas es muy variada.

Mencionó que la cercanía con Estados Unidos propicia que se pierdan costumbres y tradiciones nacionales y se adopten las del vecino país, motivo por el cual desde hace más de 15 años decidió danzar.

“Yo empecé a danzar desde los 10 años, es algo que me gusta y me identifica como mexicano, pues bailamos con mucha energía y entusiasmo y es algo único que nos distingue”, dijo.

Expuso que desde hace tres años decidió crear su propio grupo de danzantes al que llamo “Divino Rostro” y en donde sólo acepta a varones.

Precisó el entrevistado que el grupo está conformado por 17 danzantes y tres tamboristas, quienes ensayan cada miércoles y domingo a lo largo de todo el año para estar en condición física y renovar pisadas constantemente.

“Nos ponemos entre todos a sacar pasos y a modernizarlos pues cada año cambiamos las pisadas, ahorita traemos más de 30 pisadas”, dijo.

Robledo precisó que los meses de mayor actividad son octubre, diciembre y febrero, fechas en las que realizan hasta 24 danzas, mientras que el resto de los meses son de menor intensidad.

“Nosotros danzamos en diferentes fechas pero aunque no somos un grupo religioso nos invitan a festejos de algunos santos como la conmemoración a San Judas Tadeo, el día de la Virgen de Guadalupe, de la Virgen de los Milagros y ahora con motivo del día de la Candelaria”, dijo.

Señaló que a lo largo del año son solicitados para amenizar diferentes eventos o actividades, algunas religiosas otras sociales o incluso deportivas.

Señaló que este tipo de danza es una de las más antiguas del norte del país y por ello buscan conservarla en esta zona, donde se mezclan las culturas y las costumbres.

Originario de esta ciudad, Christian Robledo mencionó que sus presentaciones duran entre 60 y 90 minutos, tiempo en el que los integrantes de la agrupación realizan sus mejores pisadas.

“Nosotros danzamos más de una hora, en ese tiempo damos cinco pisadas en el primer set y en el segundo hacemos otras cuatro y una más de despedida”, dijo.

Precisó que siempre buscan renovar sus pasos y su vestuario, mismo que siempre es de colores llamativos, con bordados y lentejuelas que permiten resaltar cada uno de sus movimientos.

Agregó que su mamá se encarga de coser el vestuario que previamente el diseña y que cada uno de los integrantes bordan sus propias prendas.

“Aunque somos hombres, cada uno de nosotros realiza el bordado de nuestro vestuario”, dijo.

Reconoció que aunque las pisadas llegan a ser cansadas, no paran hasta que termina la danza, hecho que en algunas ocasiones ha propiciado que alguno de los integrantes llegue a sufrir calambres o molestias.

“Para nosotros es un gozo danzar, lo hacemos porque nos gusta y nos nace, no tanto por religión”, concluyó.

NTX/BIZ/OPH/AJV
IMPRIMIR DESCARGAR
CONTENIDO RELACIONADO