Cambio Climático

Jun 08, 2020 17:55:40       251      

Histórico


Mantiene Bogotá rescate, protección y liberación de fauna silvestre

Bogotá, 8 Jun (Notimex).- Recientemente la Administración Distrital de Bogotá liberó en el Aula Ambiental Soratama dos búhos rayados que permanecieron por más de 10 meses en el Centro de Fauna Silvestre recibiendo los respectivos procesos de recuperación y rehabilitación.

Una de las aves, de edad adulta, ingresó al Centro de Fauna en junio del año pasado con graves heridas en su ojo derecho. El espécimen había recibido un ataque por lo que fue rescatado por profesionales de la Secretaría de Ambiente quienes le prestaron atención médica veterinaria y posteriormente lo remitieron al centro de atención de fauna operado por el Instituto de Protección y Bienestar Animal para que adelantara su rehabilitación.

La otra ave también ingresó en 2019 siendo muy joven, por lo que necesitaba aprender a cazar. Los dos animales superaron la rehabilitación y regresaron a la libertad.

La Secretaría informó que junto a la Dirección de Protección y Servicios Especiales de la Policía Nacional y la Policía Ambiental y Ecologica de Bogotá mantiene un cerco contra los traficantes de fauna silvestre.

Durante la última semana lograron recuperar cinco ranas venenosas que iban a ser comercializadas de manera ilegal en la capital. Se trataba de dos arlequín (Oophaga histrionica) y tres dardo (Oopaga sylvatica). Ambas especies se encuentran catalogadas en peligro crítico (CR) de extinción por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

Los anfibios recuperados solo tienen distribución en el Chocó biogeográfico, zonza del Valle del Cauca y en Ecuador. Fueron llevados al centro de atención de fauna donde se les presta los cuidados necesarios para posteriormente regresarlas a su hábitat natural.

La Administración Distrital hizo un llamado a la comunidad para que protejan y conserven la fauna silvestre en época de cuarentena. Durante los últimos días, cerca de los Cerros Orientales se apreciaron a diferentes especies, que por el silencio y tranquilidad, han recorrido la zona urbana. La última semana fue recuperada una paca de montaña que al parecer fue atacada por unos caninos en el norte de la ciudad.

Dicho animal, típico de la región andina, presenta hábitos nocturnos, fosoriales y cumple un función ecológica como la dispersión de semillas de varias plantas en las montañas de la ciudad. El espécimen se encuentra amenazado por la fragmentación de los paisajes y la cacería.

“La Secretaría de Ambiente invita a todos los ciudadanos para que no dejen sueltos los perros y controlen sus salidas ya que estos pueden representar un riesgo para aves y especímenes silvestres, especialmente en las zonas cercanas a los cerros de la ciudad”, precisó la dependencia.

-Fin de nota-

 

NTX/MRG/ACP
© 2006 Notimex, S.A. de C.V.