Cambio Climático

Jun 08, 2020 18:58:58       2458        0

Rompe récord el consumo de pescado per cápita, señala la FAO

*En el Día Mundial de los Océanos, António Guterres pide repensar la relación con ellos tras la pandemia de coronavirus

Roma, 8 Jun (Notimex).- El consumo mundial de pescado por individuo sigue creciendo y alcanzó una nueva cifra récord de 20.5 kg anuales, de acuerdo con un nuevo informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por su acrónimo en inglés), que prevé que la tendencia seguirá en aumento durante la próxima década.

Sin embargo, para mantener la tendencia será fundamental el desarrollo sostenible de la acuicultura y la ordenación eficaz de la pesca, señala el organismo multilateral.

El lanzamiento del estudio coincidió con la celebración del Día Mundial de los Océanos e indica que la producción total de pescado crecerá hasta los 204 millones de toneladas en 2030, un aumento del 15 por ciento en relación con el año 2018; este crecimiento es casi la mitad del aumento registrado en la pasada década, y se traduce en un consumo anual de pescado que podría alcanzar 21.5 kg per cápita en 2030.

!El pescado y los productos pesqueros no sólo están entre los alimentos más saludables del planeta, sino también entre aquellos con menor impacto en el medio ambiente”, aseguró el director general de la FAO, QU Dongyu, quien destacó que “hay que darles un papel más destacado en las estrategias” de alimentación y nutrición.

Dongyu comentó también que el informe aporta cada vez más evidencias de que ordenación eficaz de la pesca permite reforzar o recomponer las poblaciones de peces, pero el no implementar esas medidas pone en peligro su contribución a la seguridad alimentaria y los medios de subsistencia.

Según el estudio, 34.2 por ciento de las poblaciones de peces se pescan actualmente a niveles más allá de la sostenibilidad biológica, un porcentaje demasiado elevado y que no mejora a nivel mundial, aunque el 78.7 por ciento de todo el pescado desembarcado procede de poblaciones biológicamente sostenibles.

El presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas recordó en su mensaje por el Día Mundial de los Océanos que la vida submarina es esencial para la vida terrestre.

“El océano genera la mitad del oxígeno que respiramos; como uno de los principales depósitos de calor y carbono, desempeña un papel fundamental en la mitigación del cambio climático, y también proporciona alimentos a miles de millones de personas en todo el mundo”, manifestó Tijjani Muhammad-Bande.

Advirtió que el uso “indebido e insostenible de los océanos, el cambio climático y la contaminación amenazan la capacidad de nuestros océanos para abastecernos a todos”.

Muhammad-Bande recordó que al iniciarse la Década de Acción para cumplir con los Objetivos de Desarrollo Sostenible, debemos focalizarnos en la naturaleza. Asimismo, mencionó que este año vencen cuatro metas del Objetivo numero 14, relacionado con la vida submarina, y que debemos aprovechar el potencial que augura la economía azul y verde.

“Las inversiones estratégicas pueden generar 100 millones de puestos de trabajo para 2050, facilitando los esfuerzos críticos de recuperación mundial tras la pandemia de coronavirus”, explicó.I

Indicó que la aparición de la COVID-19 representa, según el secretario general de las Naciones Unidas, António Guterres, “un claro recordatorio de cuán íntimamente conectados estamos unos con otros y con la naturaleza".

Guterres recordó que la eliminación de la pandemia representa “una oportunidad única” y la responsabilidad de reparar nuestra relación con la naturaleza, entre ella con los mares y los océanos del planeta.

“El nivel del mar está subiendo impulsado por el cambio climático y amenaza las vidas y los medios de subsistencia de las naciones de baja altitud, y las ciudades y comunidades costeras de todo el mundo. La acidez de los océanos va en aumento y pone en peligro la biodiversidad marina y las cadenas alimentarias esenciales, y la contaminación por residuos plásticos está en todas partes”, describió.

Por ello, la edición de este año del Día Mundial de los Océanos hace hincapié en la innovación para un océano sostenible.

Al mismo tiempo, destacó que el próximo Decenio de las Naciones Unidas de las Ciencias Oceánicas para el Desarrollo Sostenible servirá como impulso y presentará un marco de acción común, e instó a los Gobiernos y partes interesadas a comprometerse "con la conservación y la sostenibilidad de los océanos mediante la innovación y la ciencia”.

La aparición del coronavirus habría provocado que la actividad pesquera mundial disminuyese alrededor de 6.5 por ciento, resultado de las restricciones y la escasez de mano de obra por la emergencia sanitaria.
Además, la suspensión del transporte internacional ha afectado mayoritariamente a la exportación de productos acuícolas, al tiempo que el fuerte descenso del turismo y el cierre de restaurantes han perjudicado de forma drástica a los canales de distribución de muchos tipos de pescado.

Se estima que más del 90 por ciento de los pescadores minoristas de algunas zonas del Mediterráneo y del Mar Negro tuvieron que dejar de pescar porque no podían vender sus capturas.

El informe de la FAO considera que durante 2018 la producción mundial de pescado alcanzó los 179 millones de toneladas, con un valor de primera venta de 401 mil millones de dólares, siendo China el mayor productor mundial, gracias a su muy desarrollada industria acuícola.

Según prevé el informe, la acuicultura continuará en fase de expansión, aunque más lenta, y el pescado de piscifactoría tendrá una participación creciente en el consumo y el comercio durante la próxima década.
"La especie más capturada en el mar fue la anchoveta -impulsada por un fuerte repunte de la producción en Perú y Chile-, seguida del abadejo y el atún listado“, destaca el estudio.

-Fin de nota-

 



NTX/MADA/ACP